Columna vertebral desviada

Columna vertebral desviada
5 (100%) 1 voto

La columna vertebral desviada (también conocida como escoliosis) es un trastorno que suele presentarse a lo largo de nuestra vida adulta, pero que puede desarrollarse de manera acelerada durante la etapa de la pubertad. No siempre tiene un origen aparente, incluso se puede presentar sin dolor. El adulto que padece de escoliosis podría presentar joroba llegado el momento.

Columna vertebral desviada

El trastorno de escoliosis hace referencia a una curvatura anómala y progresiva ubicada en la columna vertebral, afectando tanto a la región lumbar (la zona inferior), cómo a la porción torácica.

Este problema ha preocupado al hombre desde el principio de los tiempos. De hecho, el propio concepto de escoliosis deriva del térmico griego Skoliosis, que viene a significar en nuestro idioma “torcido”. Es un trastorno que ha existido de los tiempos, y para el que se han propuesto diferentes tratamientos.

¿A qué nos referimos cuando hablamos de columna vertebral desviada?

La escoliosis no es un problema primario que afecta a los huesos y articulaciones. Los profesionales lo entienden cómo una dolencia que afecta a los mecanismos del cerebro y del tronco del organismo. Existe un problema de respuesta por parte de la columna en relación con el resto del cuerpo.

Hay algunos estudios que concluyen que la columna vertebral desviada tiene su origen en el útero materno, siendo el resultado de un erróneo moldeado del feto.

Orígenes de la escoliosis: ¿Por qué se presenta?

Esta pregunta no es nada fácil de contestar, y es que la escoliosis se puede presentar pro varios orígenes:

  • Dismetría de piernas: Si la pierna de un paciente es más alta que la otra, no habrá equilibrio, lo que terminará por afectar a la pelvis, haciendo que esta se modifique mientras caminamos. Al mismo tiempo, el resto del cuerpo intentará equilibrarse hacia la vertical, intentando mantener el equilibrio de la vista horizontal.
  • Deformidad ósea: Es posible nacer con una alteración ósea, o bien sufrirá a medida que se crece. Esto puede hacer que las vértebras terminen por desviar la columna.
  • Gravedad: La misma gravedad puede ser la originaria del problema de columna vertebral desviada. Esta actúa sobre cualquier parte de nuestro cuerpo, en especial sobre los tendones, músculos, fascias y huesos. Si la estructura del organismo no tiene capacidad para soportar y contrarrestar la gravedad, los diferentes componentes pueden ir cayendo hasta deformar la columna.
  • Tensión muscular: Un incremento de la tensión muscular asimétrica de la musculatura del tronco también puede ser el origen del problema. Puede ser que el cuadrado lumbar aumente la inclinación del tronco hacia cualquier lado. El resultado de este proceso es que el cuerpo no tendrá más remedio que buscar la vertical, lo que producirá la deformación.

Predisposición de la escoliosis

Cuando se estudia el perfil del paciente que tiene más posibilidades de padecer de columna vertebral desviada, se concluye que son las mujeres las que tienen todas las papeletas. Aunque no se sabe exactamente el motivo, más de un 80% de los casos se da en mujeres, conociéndose cómo escoliosis idiopática.

El facultativo estudiará la historia clínica del paciente, ya que entre los factores de riesgo se encuentran los antecedentes familiares. En el caso de que alguno de los progenitores haya sufrido este trastorno, será mucho más probable que los hijos también lo puedan heredar.

Síntomas de la columna vertebral desviada

 

Es posible que una persona padezca de columna vertebral desviada y que no se dé cuenta de ello hasta que los síntomas estén muy avanzados. Y es que algunos de ellos no se manifestarán hasta que pase mucho tiempo.

Características de Columna Vertebral DesviadaEstos son los síntomas más habituales:

  • Dolor de espalda que se desplaza desde esta zona hasta abarcar por completo las piernas.
  • Debilidad (sensación de cansancio) en la zona de la columna después de haber estados parados o sentados durante algún tiempo.
  • Hombros o caderas disparejas: Es decir, que un hombro puede estar en una posición más alta que el otro.
  • Curvatura: Tras un análisis de la columna, se concluye que esta está curvada hacia un lado más que hacia el otro.

Si no se tienen en cuenta los síntomas cuando aparecen, el problema puede empeorar, asociándose a consecuencias catastróficas cuando se llega a la edad adulta.

Es mucho más que un simple dolor de espalda; es una alteración de la estructura de la columna vertebral, anomalía que implica una torsión sobre sí misma en una curva que se irá pronunciando.

Cuando aparece durante la infancia no suele ser grave. Pero si no se trata, podemos llegar a la edad adulta con escoliosis.

Tratamiento de la columna vertebral desviada

Tratamiento Columna vertebral desviada

El facultativo tendrá que hacer una confirmación diagnóstica llevando a cabo una radiografía de cuerpo entero (conocida cómo telerradiografía). Para estar seguros del diagnóstico, es posible que se requieran de algunas pruebas adicionales, cómo de formetría. Esto quiere decir que se utiliza un vídeo para confeccionar un registro en 3D de sombras en un ordenador.

Si el diagnóstico es positivo, este problema debe ser tratado por un ortopedista (es decir, un profesional que se especializa en el tratamiento de lesiones y enfermedades que afectan a los huesos y a las articulaciones).

Lo más habitual es que prescriba un collarín de plástico para corregir la columna. Es posible que también recomiende algunos ejercicios para contribuir al desarrollo de los músculos de la espalda, o hacer deportes cómo natación o equitación.

En ciertos casos puede que tengamos que usar corsé (del estilo Boston, Milwakee o Charleston). Sin embargo, la razón de ser de este aparato no es corregir la deformación que existe, si no evitar que se produzca una nueva. Suele ser efectivo en un 80% de los pacientes que lo usan.

También existe un tratamiento que se basa en la electroestimulación (aplicación de pequeñas descargas eléctricas), que se utiliza como método de estimulación para la musculatura paravertebral (aquella comprendida en la zona que envuelve a las vértebras).

En los casos más graves, el facultativo recomendará la cirugía. Es un proceso delicado que tiene por objetivo conseguir la fusión de las vértebras.

Si tienes algún síntoma de columna vertebral desviada, deberías acudir al experto antes de que la cosa vaya a peor.